Las placas de energía púrpura de Tesla

Extracto del libro Star Signs de Linda Goodman

Ya se ha aprendido que cada cosa material y cada ser humano vibra con la frecuencia individual que se puede medir. Es la energía de la fuerza vital en la cual se basa la armonía y el sincronismo universal, el olvidado arco iris y las olvidadas melodías. Ellos hacen la unidad del universo, la teoría que ha confirmado Clove Backester con su descubrimiento de la comprensión primaria. En India esa energía vital se llama Prana. Pero, a pesar de su nombre, el ser humano no puede vivir sin ella, y en este momento sólo es utilizada una pequeña parte por cada individuo. Su espíritu en el nivel de la tercera dimensión puede usar la energía vital para armonización con la consciencia universal de la cuarta dimensión. En aquel momento usted “verá la luz” y encajará en la armonía universal, porque con aquellos colores y sonidos se absorbe todo lo mágico, nacen los milagros.

Hay muchas posibilidades de que usted se armoniza, no sólo una ni dos veces, sino incontables ocasiones. Una de las posibilidades que representa un invento inspirado por Tesla es en la época de acuario recibiendo el nombre de “planchitas púrpuras” denominándoseles así por la falta de una expresión más adecuada. El conocimiento sobre esas planchitas ha llegado en la Tierra de las esferas más altas a través del espíritu y del entendimiento del hombre al que Nikola Tesla había conocido y cuyos inventos había estudiado con mucha precisión. Los ánodos de aluminio en forma de planchitas originales se producen en Suiza en dos tamaños: 8,5×5,5 cm. y 21x21cm.

Sólo una pequeña planchita puede hacer gran milagro, pero considero que es útil tener ambas dimensiónes para diferentes propósitos. Las planchitas se hacen en ánodos con el color púrpura, con el rayo curativo en el espectro luminoso. De este modo se cambia la estructura atómica de las planchitas así que tienen vibraciones de alta frecuencia de la fuerza vital que está ligada con la energía de iones negativos de una manera muy complicada. “Las planchitas púrpuras energéticas” están rodeadas con el campo energético, y esa energía cubre todos los seres vivos: plantas, animales y seres humanos.

El efecto más importante es que, lentamente, pero seguramente aumenta la frecuencia de las vibraciones de las personas que las usan. Además, con su ayuda se pueden disminuir las vibraciones negativas en los alimentos, agua, otros líquidos y en el tabaco. Muchos propietarios de las planchitas lograr energizar los alimentos colocando por debajo de los mismos por un tiempo estimado de 15 minutos. Los viajeros usualmente se enferman al consumir el agua en países extranjeros. Pero, si ponen el vaso con agua sobre  la planchita púrpura y lo dejan quedar allí dos o tres minutos, las influencias negativas se eliminaran.

Los cigarrillos llegan a ser más débiles si se dejan sobre la  planchita púrpura 15 minutos, y la piña pierde su sabor ácido y llega a ser muy dulce. En mi caso el más importante efecto está ligado con dolores. Cuando se pone la planchita púrpura sobre la quemadura o la herida o si se pone en cualquier lugar doloroso del cuerpo, se acelera el proceso de recuperación. El dolor disminuye o desaparece muy pronto. En la mayoría de los casos el proceso dura sólo cinco o diez minutos, rara vez puede llegar a veinte. La energía de las planchitas provoca que vibre el tejido herido hacia una frecuencia normal.

Cada persona reacciona de una manera diferente. Si el hombre está dispuesto de experimentar un poco más, muy pronto sabrá el mejor modo de usar las planchitas. Además de calmar todos los tipos de dolores en corto tiempo, también tiene otros efectos, y en  su uso milagroso es posible que no creas al principio. Eso tienes que comprobar una vez y te darás cuenta de su efectividad. Ya hemos aprendido que cada persona vibra con la frecuencia individual de las ondas de luz. En esta verdad o hipótesis metafísica se basan muchos “milagros”.

 

Fuente: Tesla

Esta entrada fue publicada en Energías libres energías limpias. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s